<![CDATA[

El gigante farmacéutico Merck anunció el sábado que el molnupiravir, desarrollado en conjunto con la empresa estadounidense Ridgeback Bio, provocó una reducción más rápida de la carga viral de COVID-19, durante la segunda fase de los ensayos clínicos del medicamento experimental. La prueba se llevó a cabo en 202 pacientes extra hospitalarios, con coronavirus en etapas tempranas. Merck aseguró que no hubo alerta en cuanto a seguridad. Sin embargo, reportaron cuatro incidentes graves, pero ninguno de ellos se relacionó con el fármaco estudiado. «Sabiendo que existe una necesidad insatisfecha de tratamientos antivirales para el SARS-CoV-2, estos resultados preliminares nos alientan», dijo Wendy Painter, directora de medicamentos de Ridgeback Biotherapeutics, en un comunicado.

Para William Fischer, uno de los directores de la investigación y profesor de medicina en la Universidad de Carolina del Norte, los resultados de la fase dos del molnupiravir son prometedores. «Si se refuerzan con estudios adicionales, podrían tener importantes consecuencias en términos de salud pública, ya que el virus continúa propagándose y evolucionando en el mundo», comentó. En una reunión con especialistas en enfermedades infecciosas, Merck puntualizó que la reducción de la carga viral en los pacientes se logró después de cinco días de tratamiento. Y aunque los resultados obtenidos fueron favorecedores, el antiviral se está probando en un ensayo de fase 2/3, que está previsto que finalice en mayo de este año. La farmacéutica también está trabajando en un tratamiento llamado MK-711. Los primeros resultados de los ensayos clínicos muestran una reducción de más del 50% en el riesgo de muerte o insuficiencia respiratoria en pacientes hospitalizados con formas moderadas a graves de COVID-19, según dijo la empresa a finales de enero pasado. En esa fecha, la farmacéutica decidió cambiar de rumbo en su investigación contra el coronavirus, luego de que sus dos vacunas contra esta enfermedad -V590 y V591- no mostraran las respuestas inmunitarias deseadas. Una de estas vacunas se estaba desarrollando con el Instituto Pasteur, en Francia. Con información de AFP.

]]> Expansión MX