gap supera al aicm y se posiciona como el mayor grupo aeroportuario del pais <![CDATA[

Los flujos de pasajeros atendidos en los 12 aeropuertos bajo la concesión de Grupo Aeroportuario del Pacífico (GAP) han posicionado a la compañía como el mayor grupo aeroportuario del país, incluso superando al Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) tanto en el segmento nacional como internacional, cerrando octubre con una cuota de 34% del mercado, una posición que la empresa buscará mantener. El cambio más significativo se dio en el mercado internacional, donde GAP pasó de transportar 24% de los pasajeros en octubre de 2019 a un índice de 38% en el mismo periodo de este año, una cuota similar a la que tenía el AICM pero que ha quedado rezagada a la tercera posición, con una participación de 24%, mientras ASUR prácticamente ha mantenido su participación en un umbral de 30%.

El reto de mantener el liderazgo

En el mercado doméstico, el avance de la empresa ha sido de poco más de cinco puntos porcentuales, concentrando 33.4% del mercado hasta el pasado octubre, mientras el aeropuerto capitalino transportó a 27.2% de los pasajeros en esta categoría. OMA y ASUR mantienen una cuota en el umbral de 17% del mercado nacional, lo que representa una pérdida de un par de puntos porcentuales en el caso de OMA, pero una ganancia similar para ASUR. En particular, el grupo se ha visto favorecido por su apuesta al mercado doméstico, aunada al dinamismo de complejos como Tijuana y Los Cabos, considera Brian Rodríguez, analista económico de Monex Grupo Financiero. “Desde nuestra perspectiva esto es resultado de la estrategia de la empresa de dar prioridad a vuelos nacionales, pero, además, este par de complejos son bastante cercanos a Estados Unidos, lo que ha sido un catalizador para que se mantengan resilientes”, explica. Aunque Rodríguez considera que este liderazgo podría ser momentáneo ante la recuperación de ASUR –que opera complejos clave, como el Aeropuerto de Cancún–, GAP buscará mantener su actual posicionamiento de la mano de su plan de desarrollo. La compañía ve un amplio potencial para crecer en complejos de Baja California (concretamente mediante el Cross Border Express, que agiliza los cruces hacia Estados Unidos desde Tijuana), así como en Puerto Vallarta, un aeropuerto crucial para el turismo internacional, explica Raúl Revuelta, director general de GAP. El plan de desarrollo de la empresa contempla inversiones por 15,802 millones de pesos en sus 12 complejos, y si bien se prevé un retraso de las obras por 20 meses, este plazo podría acotarse en función de las condiciones del mercado.

“Desde el punto de vista de pasajeros, hoy nuestras previsiones, como una visión global, son que regresaríamos al tamaño de mercado de 2019 entre 2023 y 2024, dependiendo de los aeropuertos. Si nos pegamos más al 2023, probablemente aceleraremos el ritmo de las obras, es el factor más importante”, afirma Sin embargo, GAP tiene el reto de enfrentarse a una industria contraída, que Revueltas estima en un -30% respecto a antes de la pandemia, lo que podría poner condiciones más adversas de recuperación para complejos como los regionales, pero que, en el largo plazo, continúan teniendo potencial. “Sabemos que la infraestructura es, en el fondo, una apuesta de largo aliento, pero GAP está tomando este gran riesgo porque sabemos que terminará teniendo un gran resultado”, concluye Revueltas.

]]> Expansión MX