El alemán, hijo del Michael, sigue los pasos de su papá y da golpe de autoridad.